cat
  eng

GANADORA y MENCIONES

GANADORA// Bombay


Gorai Dumpsite Closure

(Bombay// 12.596.019 hab., India)

Los vecinos de Bombay pueden volver a abrir las ventanas, que llevaban más de dos décadas cerradas, gracias al cierre del vertedero de Gorai y al proyecto de captura de metano. Se han transformado diecinueve hectáreas que albergaban toneladas de residuos en un gran espacio verde, el aire se ha descontaminado y ha aumentado la calidad de vida de los ciudadanos. El cierre del vertedero representa un ejemplo de rejuvenecimiento urbano.

+ info: www.mcgm.gov.in

more/less»

 

MENCIONES// Alto Belice, Bangladesh, Kibera (Nairobi)


Libera

(Alto Belice Corleonese// 120.000hab. Italia)

Libera Terra se fundó en 1995 para recuperar y promover el uso ciudadano de las tierras confiscadas a la mafia, con el objetivo de cultivar y obtener productos de alta calidad a través de métodos respetuosos con el medio ambiente y la dignidad de las personas. La iniciativa procura trabajo a los residentes mediante cooperativas con un sistema económico sano basado en la legalidad y la justicia.

+ info: www.libera.it

more/less»

 

Slums, City and Education in Architecture

(Bangladesh// 156.240.855 hab., Bangladesh)

Bangladesh acoge a un gran número de ciudadanos que han sido aislados en barrios marginales (slums). La Universidad del BRAC diseña mediante planes urbanísticos la integración de estos barrios en la ciudad con proyectos educativos, de recreo y de autosuficiencia. Para poder tomar decisiones, la participación de la comunidad del slum es fundamental, ya que permite reunir los clanes que integran la barriada y así mejorar sus relaciones.

+ info: www.bracu.ac.bd

more/less»

 

Map Kibera

(Kibera – Nairobi// 170.000 hab., Kenya)

Kibera, uno de los suburbios más poblados y marginados de Nairobi, era un punto vacío en el mapa hasta 2009, cuando un grupo de jóvenes de esta región creó el primer mapa de su propia comunidad, digital, gratuito y abierto al mundo. Map Kibera ha crecido hasta convertirse en una completa red interactiva para compartir y difundir información de interés sobre su localidad.

+ info: www.mapkibera.org

more/less»

 

Des de 1972, en Gorai, un suburbio al oeste de Bombay, había un vertedero gigante de diecinueve hectáreas justo al lado de la zona residencial, que hacía la vida imposible a los vecinos. Debido a la contaminación y al aire fétido, muchos de ellos padecían problemas respiratorios y las condiciones higiénicas y estéticas degradaban la vida en el barrio y en la ciudad. Con el proyecto Gorai Landfill Closure and Gas Capture se ha puesto fin a esta situación.

Bombay, con sus diecisiete millones de habitantes, es uno de los principales generadores de residuos sólidos de la India. Desde su inauguración, todos los días se depositaban en el vertedero de Gorai 1.200 toneladas de residuos, y en 2009 la acumulación de 2,34 millones de toneladas alcanzaba los 26 metros de altura. Sin embargo, hasta hace muy poco tiempo, la gestión de los residuos respetuosa con el medio ambiente y los ciudadanos no era una prioridad municipal. Esto cambió en el año 2000 con el Reglamento de Residuos Sólidos Municipales, que hace obligatorios la recogida, el transporte y el tratamiento de los residuos sólidos en rellenos sanitarios higiénicos y no en vertederos al aire libre.

En 2007, el Tribunal Supremo de Bombay ordenó la ambiciosa tarea de cerrar el vertedero de Gorai y transformarlo en un espacio verde para mejorar la calidad de vida de los vecinos y avanzar hacia una ciudad más respetuosa con el medio ambiente. Con el paso de los años, los residuos se pudrieron e hicieron que el vertedero desprendiese gases tóxicos que espontáneamente combustionaron y provocaron grandes fuegos y también líquidos venenosos que contaminaron las aguas subterráneas y los alrededores. Era necesario que un gran equipo de científicos liderase el proyecto. Durante los dos años siguientes, la Corporación Municipal Brihanmumbai planificó el cierre del vertedero, descontaminó la zona y transformó el espacio. Se puso fin a las emisiones de metano y a los lixiviados una vez la superficie se cubrió de vegetación. Los malos olores, los animales roedores y los insectos que se concentraban en el vertedero desaparecieron y mejoró la higiene del lugar. También se inició un proyecto, que actualmente aún está en proceso, para quemar los residuos del vertedero y, con el gas metano desprendido, generar energía eléctrica y abastecer todo el suburbio.

En 2009 se inauguró un gran parque verde de diecinueve hectáreas, que se ha convertido en uno de los espacios con más encanto y que ofrece las mejores vistas de la ciudad y de la pagoda budista Vipassana. La calidad de vida en Gorai es mejor y se ha revalorizado el precio de las viviendas. La temperatura de la zona ha bajado unos cuantos grados y el aire limpio ya no deja intuir la historia del lugar ni los motivos de queja que en su día tuvieron los vecinos.

La ejecución del proyecto es un buen ejemplo para demostrar que es viable una gestión científica de los residuos urbanos y contribuir decisivamente a la construcción de modelos urbanos más sostenibles. Actualmente Bombay está empezando a cerrar Deonar, el vertedero más antiguo de la ciudad.

//Propuesto por Borja M. Iglesias

Powered by Hackadelic Sliding Notes 1.6.5

Este proyecto nació en un periodo de rebelión cultural y social para enfrentarse a la campaña de violencia promovida por la mafia, y se fundamenta en la justicia social y el libre mercado. La iniciativa reinstaura antiguas tradiciones y conocimientos agrícolas con el objetivo de dignificar el territorio mediante la creación de cooperativas autónomas y autosuficientes de cultivo biológico y artesanal. La finalidad es garantizar la calidad del producto y potenciar el antiguo sabor de la tradición rural siciliana. El éxito del proyecto hizo ampliar su radio de acción hacia otros puntos del sur de Italia, como Calabria, la Campania y la Apulia.

La intervención en Alto Belice consiste en la restauración de un área de más de quinientas hectáreas incautadas a la mafia, en las que se encontraban abandonadas tierras, casas de labranza e instalaciones rurales. Las actuales actividades agrícolas involucraron a los trabajadores locales en el cultivo de las tierras, con especial atención a las personas más desfavorecidas, que tuvieron la oportunidad de ser instruidas en las tareas de gestión de las cooperativas, impulsadas gracias al proyecto. La voluntad internacional del proyecto incrementó el orgullo de pertenencia, junto a la voluntad de exportar no solo los productos de la tierra, sino también la historia de Sicilia.

Por otra parte, se crearon campamentos de voluntariado, donde más de cinco mil jóvenes asisten anualmente a talleres relacionados con el trabajo de la tierra y a charlas con familiares de las víctimas de la mafia, instituciones y representantes de las cooperativas sociales. Numerosas escuelas participan en diferentes iniciativas para promover el valor ciudadano y cultural frente a la delincuencia, mediante actividades económicas honestas. Pero la participación ciudadana no acaba aquí, puesto que se han desarrollado muchas otras iniciativas culturales relacionadas con el teatro, el cine, la literatura y el deporte.

Otro de los objetivos fundamentales es la sensibilización de la opinión pública acerca de valores como la solidaridad y los derechos humanos, motivo por el cual Libera Terra fue autorizada por los organismos institucionales a impartir cursos sobre democracia, legalidad y ciudadanía activa. También se ha desarrollado una red internacional de movimientos populares comprometidos con la justicia y la aplicación de la ley 109/96, que alienta a la ciudadanía a reutilizar los bienes mafiosos confiscados. Estos bienes no son gestionados directamente por Libera Terra, sino que esta promueve que los usen las cooperativas en colaboración con la Agencia Nacional para la Administración y Destino de los Bienes Incautados.

Libera Terra fomenta propuestas legislativas y enmiendas para actuar contra las mafias, al mismo tiempo que asiste a las víctimas de estas organizaciones mediante la Oficina Jurídica de Libera, que proporciona herramientas a toda la ciudadanía en la lucha contra la mafia a través de la justicia, la memoria, las actividades educativas y el desarrollo de la antigua economía local.

//Propuesto por Matteo Ferroni

Powered by Hackadelic Sliding Notes 1.6.5

Bangladesh (más de 153 millones de habitantes) es uno de los países más poblados del mundo y un 30 % de su población vive en condiciones de extrema pobreza, si bien es verdad que los índices de pobreza han ido disminuyendo año tras año desde 2005. La Universidad del BRAC (Bangladesh Rural Advancement Commitee), una de las ONG más importantes del mundo, aspira a revertir esta situación promoviendo la participación de estudiantes de arquitectura en el desarrollo de planes urbanísticos para combatir la falta de agua potable, electricidad y aire en las saturadas calles de los slums.

La comunidad de los slums tiene un papel destacado en la concepción de los planes urbanísticos, ya que están diseñados con, para y por ellos, y se les anima a expresar sus necesidades, aspiraciones y opiniones. La integración de estas necesidades empieza por el establecimiento de medidas educativas y de recreo, que implican la participación en diferentes iniciativas, como la limpieza de las zonas, el diseño de la casa soñada y la plantación de árboles y plantas, que proporcionan un aire limpio y saneado. Las actividades de recreo se han enfocado a la pesca y las canoas, dado que los slums están situados junto a los ríos, con lo que se aviva la ilusión de los más pequeños. También se han dispuesto espacios de reunión con el fin de realzar el entendimiento entre toda la comunidad y Aashar Macha (Plataforma para la Esperanza), donde aprender y organizar ciclos de cine.

Los habitantes de los slums tienen una gran capacidad de innovación para su supervivencia diaria, que aprovechan a la hora de trabajar en las diversas iniciativas con propuestas o soluciones imaginativas y económicas. Los planes urbanísticos integran instalaciones sostenibles para la autonomía de estas comunidades, como granjas orgánicas y piscifactorías, que les proporcionan una producción ecológica para su sustento, cuyos excedentes pueden vender en los mercados. Junto con la instalación de filtros de agua, se han proyectado plantas de reciclaje que impiden la acumulación de residuos, con lo que combaten el riesgo de incendio y a la vez crean una fuente de ingresos y empleo.

A través de cursos magistrales y el fomento de la participación de los artesanos locales, se da la posibilidad a los residentes de construir y mejorar las instalaciones por sí mismos. Esto fortalece un sentimiento de esfuerzo y gratificación que converge en el desarrollo de una comunidad vecinal fuerte, del mismo modo que se comparten los conocimientos entre unos y otros.

La concienciación de los ciudadanos para con su ciudad y su participación en la inclusión de los slums en ella es primordial para la recuperación de estos espacios que habían quedado aislados . La inclusión proporcionará un gran activo social a la ciudad debido al ingenio de la población de los slums. La ilusionada participación de esta gente en las diferentes iniciativas de la Universidad del BRAC, con sus aportaciones e ideas, augura un cambio de paradigma en el desarrollo de estos barrios.

//Propuesto por Ibai Rigby

Powered by Hackadelic Sliding Notes 1.6.5

Kibera es uno de los asentamientos más poblados de Nairobi. No obstante, al tratarse de una región pobre y sin recursos, esta gran comunidad ha sido marginada en muchos aspectos. El proyecto Map Kibera quiere dar voz a esta comunidad invisible y silenciada creando un mapa del suburbio para situarla digitalmente en el mundo. Una vez puesta en marcha la iniciativa, la plataforma digital sirve para amplificar las voces de los ciudadanos y dar a conocer la dura vida de Kibera a través de la redacción de noticias.

Map Kibera empezó en el año 2009 de la mano de Mikel Maron y Erica Hagen, que colaboraban con organizaciones locales de base como Carolina for Kibera. Decidieron utilizar creativamente las herramientas digitales para incrementar la influencia y representación de la comunidad empoderando a un grupo de jóvenes locales. Seleccionaron, formaron y equiparon a una quincena de jóvenes para introducirlos en el mundo de las TIC y enseñarles a elaborar software y utilizar dispositivos GPS. Cuando fueron capaces de manejar el ordenador y las aplicaciones, se les indicó que tenían que coleccionar los puntos de interés de su comunidad y se les animó a poner en el mapa todo lo que considerasen oportuno. Con esta información se editó un mapa utilizando la web OpenStreetMap.org, que permite crear y compartir mapas de un modo sencillo y gratuito.

Una vez mapeadas las calles del suburbio, se añadió información adicional de Kibera en función de los temas que los jóvenes querían destacar de su comunidad. Una de las cuestiones que consideraron más importantes fue el asunto de la seguridad. Introdujeron en el mapa los puntos menos seguros y con más altos índices de criminalidad. De este modo, el mapa se hacía más útil para los vecinos y daba a conocer a los agentes del gobierno los aspectos que había que mejorar en el barrio. El mapa se imprimió para poder seguir discutiendo los temas. Se repartió por la comunidad y también se pintó en las paredes de las calles.

A continuación se empezaron a redactar pequeñas noticias de sucesos relacionados con los temas tratados y se estableció un sistema de SMS para notificar instantáneamente los acontecimientos. Se situaron en el mapa y se ilustraron con fotos o videorreportajes. Así empezó a crecer el proyecto, que pasó del mapa digital a la plataforma de difusión llamada Voice of Kibera. Su web tuvo especial repercusión durante las elecciones de 2013, ya que distintos voluntarios se encargaron de seguir y comentar críticamente la campaña electoral.

Con Map Kibera los ciudadanos del suburbio han ganado en seguridad, representación e influencia. Con el proyecto se detectaron necesidades concretas del barrio y se hizo presión para promover cambios urbanísticos, como la instalación de una oficina de policía adicional o la rehabilitación de aseos públicos. El proyecto se exportará a otras regiones de Nairobi, como Mathare y Mukuru, ya que ha sido un exitoso ejemplo de cómo las nuevas tecnologías pueden sacar de la marginación a una comunidad.

//Propuesto por Borja M. Iglesias

Powered by Hackadelic Sliding Notes 1.6.5
Written by on Jun 16,2014 in: |